Rodrigo Soriano

Algunos destacan de él su larga trayectoria en el mundo del debate, sus alumnos destacan lo gran formador que ha sido y nosotros su profesionalidad, que ha mantenido este periódico en pie. Pero, si todos coincidimos en algo, es que Rodrigo Soriano es tan buen debatiente como persona. Lo entrevistamos hoy, aquí, en su casa.
IMG_1409

¡Buenos días! Hoy tenemos la grandísima suerte de poder contar con un invitado muy especial que a este periódico le hace mucha ilusión: Rodrigo Soriano!!!!

Bueno Rodri, preferimos llamarte Rodri porque no nos vamos a referir como Rodrigo Soriano a alguien que es de la familia… qué te parece si comenzamos con una pregunta bien fuerte para romper el hielo, como a nosotros nos gusta…

¿Qué esperas que te pregunte elDebatiente en esta entrevista?

-Jajajaja buena pregunta para empezar. Pues imagino que me vais a preguntar por mi trayectoria en el mundo del debate, qué voy a hacer ahora que ya he terminado mi etapa universitaria y alguna persona referente que tenga.

¿Pues vamos a ver qué más te preguntamos no? A ver si has acertado.

Siendo una de las personas que estuvo al inicio de la creación de este periódico no podemos no preguntarte sobre él. ¿Qué opinas de que les cuentes tú a nuestros lectores cómo nace elDebatiente?

-Bueno, lo cierto es que antes de que nos propusieran el proyecto, estuvimos un tiempo comentando que había pocos medios de comunicación en el mundo del debate. En ese momento sólo estaba el grupo de Facebook “orgullosos” pero no existía aún ninguna plataforma oficial, por así decirlo. Fue entonces cuando Miguel Ángel nos propuso a Ana, Adriana y a mí, iniciar un periódico que llevaría como nombre “elDebatiente”.

Para estudiantes de periodismo como nosotros, esto era una oportunidad maravillosa para poner la carrera en práctica.

Oye y ¿cómo lo ves a día de hoy?¿Ha cambiado o sigue teniendo la misma esencia?

-Visualmente ha cambiado y mucho. Lo que es bastante positivo si comparamos la web de ahora con la que yo en su momento diseñé con wordpress jajajaj. Se ha profesionalizado el formato. Obviamente sigue teniendo la misma esencia pero sí es verdad que, en cuanto al contenido, se ha movido un poco la identidad con la que nació. Nosotros en su día, hablábamos desde la voz de un personaje ficticio/ imaginario que era “elDebatiente”, pensábamos y redactábamos como él lo haría. Ahora, se pueden apreciar las distintas personalidades que hay detrás de cada entrevista, crónica o reportaje. Algo que, personalmente, gusta mucho también, le da mucho frescor.

¿Qué era lo que más te gustaba de estar en el periódico? ¿Y lo que menos?

-Lo que más me gustaba sin ninguna duda era hacer entrevistas. Era mi momento de poner en práctica mis conocimientos sobre periodismo. En cierto modo, era como hacer un mini debate con el entrevistado. Sabía cuando tenía que interrumpirles con alguna pregunta, qué pausas tenía que hacer y sobre todo cómo podía hacerla interesante luego a ojos del lector.
Además, si podía, quedaba personalmente con ellos porque era un gustazo poder conversar y preguntarles todo cara a cara.

Siempre he dicho que el grado de periodismo no debería de estudiarse y esto explica muy bien por qué. He aprendido mucho haciendo entrevistas, crónicas y reportajes.

En cuanto a lo que menos, he de decir que los horarios con diferencia. Cuando empezamos, éramos solamente tres personas, por lo que siempre había mucha carga de trabajo. Recuerdo noches de fin de semana teniendo que redactar cuatro crónicas de diferentes torneos, que se publicarían el martes, y tener que hacerlas yo todas porque mis compañeras también estaban súper liadas haciendo mil cosas.

Guau, Rodri, después de esta respuesta, nos haces sentir muy afortunados a todos los del equipo de elDebatiente, gracias a todo vuestro trabajo anterior, ahora funcionamos con más gente, más reparto de tareas y por ende, menos carga de trabajo.

Bueno, qué te parece si dejamos de un lado ya el periódico y hablamos más de ti….

¿Cómo te sientes ahora mismo después de todo tu recorrido por Cánovas y el mundo del debate en general?

-Pues si tuviese que definirlo en una sola palabra diría: satisfecho. El mundo del debate es un mundo que está muy guay y a mí me ha dado momentos maravillosos, pero tiene fecha de caducidad. Es decir, llega un momento que hay que dar un paso atrás y dejar que entre gente nueva, y esto siempre lo cuento con mi propia experiencia personal. Yo recuerdo tener 18 años y entrar en las aulas de debate y ver “señores” con 28 años que estaban cursando su tercer máster y que seguían debatiendo frente a nuevos alumnos como yo fui en su día. La última vez que debatí, me sentí como esos “señores” jajaja y me di cuenta de que me tocaba bajarme del barco ya.

Lo que está claro es que tienes que estar muy orgulloso porque has debatido, has formado, has juzgado y has sido parte del elDebatiente. El combo completo jajajjaja…

Ya habiendo terminado el grado de periodismo, tu máster y estando trabajando, ¿qué dirías que es lo que más te ha aportado el debate en tu desarrollo profesional?

-Esto os va a parecer muy curioso pero siempre he dicho que “yo estudiaba debate y mi hobbie era el periodismo”.
Son innumerables todas las cosas que he aprendido en estos años, pero sin ninguna duda, la que, prácticamente, utilizo todos los días, en todos los ambientes y con todo tipo de temas es

la capacidad de análisis. En el circuito estás entrenando esta habilidad constantemente y luego el día de mañana lo agradeces mucho.

Pues sí, estamos completamente de acuerdo contigo. Tiene que ser realmente satisfactorio ver lo que el debate te ha aportado fuera de su propio mundo.
Bueno la siguiente pregunta, es dura pero pensamos que puede ser una de las más esperadas por nuestros lectores…

¿Cómo vives el momento en el que te das cuenta de que tu participación en este mundo ha llegado a su fin?

-Pues es una situación difícil y más cuando le tienes tanto amor al debate y a todo lo que le rodea. Si por mi fuera estaría ahora mismo en el torneo que se esté celebrando; debatiendo como un niño pequeño o juzgando rondas, aún no estando en el panel de jueces.

Para mi un factor diferencial fue la pasada SIPA. Pude ver a gente que había formado en su primer año de carrera debatiendo como auténticos parlamentarios. Esto va a sonar un poco “abuelo cebolleta”, pero, fue entonces cuando me dije “Rodri, tu trabajo aquí ha terminado”. Me di verdadera cuenta de que ya había canalizado toda esta pasión y que mi fecha de caducidad estaba a la vuelta de la esquina.

Entonces, ¿Esa fue la última vez que debatiste no?

-Sí, si no recuerdo mal, así fue.

Bueno, siempre tendrás las puertas abiertas a este mundo, pero no hace falta que te lo digamos.
Rodri, esta entrevista está llegando a su fin y nos encantaría que nos respondieras esta última pregunta:

¿Si tuvieses que concluir toda tu vida en el debate con una frase, cuál sería?

-Pues sé que no muchos la entenderán, pero siempre me he sentido identificado con ella.

Gálatas 4:16: ¿Me he hecho, pues, vuestro enemigo, por deciros la verdad?”

Siempre terminando a lo grande Rodri, gracias por este ratito, gracias por habernos dejado tanto aquí en elDebatiente y en el mundo del debate en general, siempre estaremos muy agradecidos por ello y ya sabes que esta es tu casa.¡¡ Un fuerte abrazo!!

-Gracias a vosotros siempre.

Artículos relacionados

IMG_6458
Ellas son Máriam Pérez, Paula Higuera y Marta Barrón, ganadoras del XI Torneo Nacional de Debate Universitario Cánovas Fundación, hoy, en ElDebatiente.
WhatsApp+Image+2019-04-28+at+21.31.42-960w (2)
Carlota Delso González es la presidenta y cofundadora del club de debate de la Universidad Politécnica de Madrid. Estudiante de Ingeniería en Tecnologías y Servicios de Telecomunicación. Con espíritu de refutadora, debate (y gana) en Académico y en BP (nacional e internacional) Algunos ejemplos son el XIII Torneo de Debate Académico UFV, el Barcelona OPEN 2019 en categorías EFL y OPEN, el BP Mujeres… Todo eso compaginado con ser formadora de debate del colegio SEK Ciudalcampo. 
21587328_10155058266716378_8575403838501257005_o-704w (1)
Martin Devenney es ganador del Open de Helsinki, el Open de Lisboa y el UCD Open ; además consiguió situarse en el puesto número 6 del Vienna EUDC. Con estos antecedentes no nos ha de extrañar que el sueco haya breakeado en más de 25 torneos a nivel internacional, más de 20 como orador y otros tantos como juez.
X