Pilar Barreiro

Ella es Pilar Barreiro, estudiante de Traducción e Interpretación y miembro de la Asociación de Debate USAL, nada más y nada menos que en la figura de Presidenta. Como a nosotros, seguro que te encantará conocerla mejor y aprender de sus consejos, así que, ¡no pierdas tiempo y lee su entrevista!
Pilar Barreiro

Bienvenida, Pilar. ¿Nos cuentas cómo y cuándo conociste el debate?

Pues el mundo del debate lo conocí cuando aún estaba en bachillerato, no porque yo participara en él, sino porque mi hermana entró a la Universidad de Zaragoza, que es de dónde somos, y se metió a la Asociación de Debate. 

Yo me meto en el mundo del debate cuando empiezo la universidad, en marzo de 2021, porque como fue post-Covid, todo era online. Yo no sabía si meterme o no en la Asociación de aquí de Salamanca. No conocía mucho, pero en marzo, una chica de mi colegio mayor nos juntó a un grupo de cuatro y nos dijo: “Vais a debatir en un interno de académico que hay aquí, en Salamanca”, y antes de que pudiéramos decir sí o no, estábamos debatiendo. Allí me enganché muchísimo y ese mismo año, un mes más tarde, me dieron la oportunidad de ir a un nacional, evidentemente, online aún, y al año siguiente me pidieron estar en Junta y ya, hasta aquí.

Y una vez entraste, ¿qué fue lo que te hizo quedarte?

La verdad es que no sabía muy bien con qué me iba a encontrar, porque, como digo, fue bastante de sopetón. Pero me gustó mucho el ambiente que había alrededor. Aquí en la asociación parecía que todo el mundo estaba muy dispuesto a hacerte mejorar y, sobre todo, a conocerte a nivel personal, que también es una cosa que se agradece, que no sea tan impersonal y solo se creen máquinas de saber debatir, sino que era todo lo contrario. Querían que hubiera un relevo generacional y todo el mundo le ponía muchas ganas, y la verdad es que me encantó ese ambiente.

En noviembre celebrásteis vuestro interno y en redes, y hicisteis especial hincapié en esa cantera de ADUSAL de la que también hablabas ahora. ¿Cuál crees que es el papel que juegan los más veteranos en torneos como este a la hora de enganchar a novatos que no saben prácticamente nada de debate?

Pues, realmente, de lo que me he dado cuenta sobre todo ahora siendo presidenta, es que pese a que la diferencia de edad es muy poca, te ven como si fueras una persona que sabe muchísimo sobre absolutamente todo. Eso hay que aprovecharlo a nuestro favor, en el sentido no de engañarlos y decir: “Somos seres superiores a vosotros”, porque no lo somos en absoluto, sino cumplir esa misión de que vean que somos iguales que ellos y que tenemos el mismo objetivo, que es aprender. Tenemos que hacerles ver que si nos dan la mano, les vamos a guiar por el mismo camino que también hicimos nosotros acompañados de otras personas. En el momento en el que existe esa confianza, yo creo que todo sale bien.

Es un punto muy importante esto último que mencionas. Como comentas, este año estás presidiendo ADUSAL. ¿Qué crees que aportas tú personalmente al club como presidenta que eres?

Pues lo primero, experiencia a nivel Junta, porque si bien el relevo generacional es muy significativo, realmente lo que importa para llevar una Junta es haber estado desde dentro. No es solo haber participado en torneos, ni juzgarlos ni nada por el estilo, sino ver que hay un mundo burocrático detrás y que hay un montón de cosas que pueden parecen minucias, pero de las que alguien se tiene que encargar. Yo creo que yo ofrezco eso. Este es ya es mi tercer año en Junta. He pasado por cargos distintos en los que he tenido que hacer diferentes cosas y eso me ayuda: a nivel directivo, a saber gestionar todo lo que hay detrás; y a nivel interno, de cara a las personas de la asociación les da confianza. Me parece esencial que vean que soy una más, que simplemente estoy allí intentando hacerlo lo mejor posible y que siempre van a tener alguien que les va a ayudar, porque también fui novata en debate, claro.

Hace unos meses entrevistamos a Elena García, presidenta de ADUZ, y nos hablaba un poco precisamente de la diferencia entre las aspiraciones de los clubes de Madrid y Barcelona frente a las que pueden tener asociaciones más pequeñas, como la de Salamanca. Ella comentaba que uno de los principales objetivos de estas últimas es ganar relevancia a nivel nacional. ¿Cómo ves este tema? ¿Crees que la situación geográfica puede ser un reto extra que otros clubes no tienen?

La situación geográfica es un reto extra en el momento en el que la comunicación con otras ciudades está muy limitada. Salamanca, aun siendo una ciudad muy universitaria donde la mayoría de personas son de otros sitios, no está bien comunicada y, claro, eso supone un coste extra que, partiendo de la base de que somos una asociación pequeña cuya financiación no es demasiado alta, todos los movimientos los tenemos que poner de nuestro bolsillo. Al final, lo que importa es querer asumir ese reto. Es decir, aunque España esté en nuestra contra en el sentido de que no hay trenes, buses, aeropuertos… nada, vamos a hacer todo lo posible y nos vamos a tragar las 12 horas de viaje que hagan falta a donde sea para ganarnos un espacio en el mapa. Eso es lo que importa.

Si nos centramos un poco más en ti a nivel oradora y debatiente, ¿qué es lo que más te gusta del mundo del debate?

A mí lo que más me gusta es conocer gente, en general. La verdad es que cuando voy a torneos, no me centro tanto en ganar o perder. Lo que quiero es pasármelo bien y ver que hay personas con los mismos intereses que yo y que dentro de un debate podemos estar matándonos, pero luego fuera, somos iguales, o estudiamos lo mismo, etc., y que nos conecta una cosa tan bonita como el debate.

Seguramente también te hayas visto en la situación de tener que hablar y explicar a los universitarios qué se hace en debate. ¿Por qué lo recomendarías?

Me parece que el debate aporta elementos que vas a usar en tu día a día y en ámbitos muy distintos. La gente se puede pensar que el debate es simplemente politiqueo, pero yo la verdad es que no soy de ese parecer y la verdad es que intento alejarlo lo máximo posible. Al final todos los días tienes que hablar en público y conectar con otras personas. A través del diálogo puedes conseguir cosas que no te hubieras imaginado jamás. Ya no es solo una actividad que te puede ofrecer la competición, si es lo que te gusta o conocer gente de otras partes de España de una manera más o menos asequible, sino cosas que vas a poder aplicar en tu vida privada. Me parece que ese equilibrio entre tu vida privada y tu vida social es una cosa que solo debate te puede dar.

Vamos llegando también al fin de la entrevista y no queremos dejar pasar la oportunidad de preguntarte quiénes consideras que han sido tus mayores referentes en el mundo del debate desde que diste tus primeros pasos.

Pues la verdad es que no puedo mencionar a mis queridos Bego, Brais y Pilar Talavera. Ellos fueron los que me metieron en el mundo del debate y los que quisieron apostar por mí y a los que a día de hoy puedo considerar a mis amigos y me encanta verles por allí. También quiero mencionar a todas las personas que ahora mismo me acompañan, que han empezado a la vez que yo, pero es que para mí es imposible no aprender de ellos. Son personas que no solo estamos creciendo juntos, sino que ves ver su mejora y ves que te acompaña, que confían en ti… Para mí es importantísimo.

Pues muchísimas gracias, Pilar. Ha sido un placer charlar contigo. 

Lo mismo digo. Muchas gracias a ti.

Artículos relacionados

BB6939E6-A60E-4E31-999F-97E35F31EACB
Hoy tenemos la suerte de entrevistar a los Coordinadores del Club de Debate Loyola: Enrique, estudiante de 4º de Derecho y Relaciones Internacionales en el campus de Córdoba de la Universidad Loyola Andalucía e Irene Escudero, estudiante de 4º de Derecho y RRII en el campus de Córdoba de la Universidad Loyola Andalucía. No te pierdas esta doble y divertida entrevista.
Just+Sold-960w (1)
Estudiantes de Derecho y ADE, co-directores del Club de Debate de la Universidad de Alicante, debatientes y formadores. Amantes del formato MUN. Forman parte de la dirección de proyectos para extender y desarrollar la oratoria. La palabra «rendirse» no está en su diccionario
IMG-20231001-WA0040
Torneo que pisa, premio que se lleva de vuelta a Jaén. Hoy conocemos a Lucía Troyano, presidenta del Aula de Debate de la Universidad de Jaén. Entra para conocerla un poquito más.
X